jueves, 18 de julio de 2013

Nuevo detector inalámbrico DRX 2530C


Carestream recibe aprobación de la FDA para el detector inalámbrico de radiología digital
El detector más pequeño del mercado, ofrece importantes ventajas y avances para Ortopedia y Radiología General





Carestream Health continúa su liderazgo en materia de tecnología de imagen médica de Rayos X con el anuncio de la aprobación de la FDA para un nuevo detector inalámbrico de radiología digital diseñado para ofrecer alta calidad y bajas dosis de radiación en los exámenes de Rayos X realizados en pediatría, ortopedia y en otras aplicaciones de radiología digital.
El nuevo DRX 2530C, el detector más pequeño del mercado, ofrece importantes ventajas para los profesionales de la salud al momento de realizar los exámenes médicos en entornos pediátricos y ortopédicos. La nueva tecnología de alta calidad emite bajas dosis de radiación en los exámenes pediátricos de Rayos X y también ofrece ventajas para los exámenes de radiología general. Carestream mantiene su compromiso para mejorar la productividad y maximizar la inversión de cada profesional de la salud en la tecnología de imágenes médicas.


“El tamaño más pequeño de este detector mejora la atención a los bebés prematuros y los que se encuentren en cuidados intensivos de pediatría. Su instalación permite que se pueda encajar en una bandeja situada debajo de la incubadora. De esta forma, pueden obtenerse las imágenes de diagnóstico necesarias, con los consiguientes beneficios para los bebés que se encuentren en una situación delicada, sin necesidad de moverlos ni trasladarlos”, explica Helen Titus, Directora de Marketing Mundial de Soluciones de Rayos X de Carestream Health

Helen añadió que “los hospitales también pueden utilizar el nuevo detector para captar imágenes de las extremidades y otros exámenes de radiografía general. Su tamaño más pequeño (25 cm x 30 cm) y su alta eficiencia (DQE-detector de eficiencia cuántica) pueden reducir las dosis de radiación en los chasis de radiología computarizada”. En ortopedia y para el resto de exámenes de imagen radiológica general, el tamaño pequeño del detector y su peso ligero pueden ayudar para los exámenes de mesa como lo son los de la rodilla, el codo, el cráneo y otros que pueden requerir al paciente que mantenga el detector o requerir un menor campo de visión.

Como los detectores DRX-1C y DRX-1 de Carestream, el nuevo detector 2530C DRX puede ser usado con cualquier miembro de la familia DRX, sistemas de imágenes para salas móviles. Esta flexibilidad es parte del compromiso de Carestream para mejorar la productividad y maximizar la inversión de cada profesional de la salud en la tecnología de imágenes médicas.

"El nuevo detector DRX 2530C se diseñó para cubrir una necesidad demandada por los profesionales de la salud de todo el mundo, contando con un detector más pequeño que pudiese ofrecer importantes ventajas de imagen en entornos pediátricos y ortopédicos”, según Diana L. Nole, Presidente de Soluciones Médicas Digitales de Carestream. Además, Diana también comentó que “vamos a seguir ampliando nuestros sistemas de imágenes de DRX con nuevas capacidades que respondan a las necesidades de atención a los pacientes así como a los proveedores de servicios de imágenes“.

Carestream también ofrece software de procesamiento de imágenes avanzado que se utiliza para optimizar la calidad de la imagen de los pacientes pediátricos. El software incluye siete versiones según el tamaño de los pacientes y lo especificado por las normas de la FDA para los exámenes pediátricos.